Asuntos de Radio

Noticias de www.burbujamodulada.com desde su contenido en un sitio todo

Víctor Maytland: “El INCAA nunca subsidió al cine porno nacional”

Director estrella de películas condicionadas. El género cumple 30 años en la Argentina. Pero para él está acabado. Víctor Maytland. Padre del cine porno nacional. Foto: Fernando de la Orden

¿Justo, justo?

Sí, mi primera película, Las Tortugas Mutantes Pinjas, es de 1989, pero yo empiezo con mi cine porno en 1987. Hace justo 30 años, con una serie de documentales llamados Anuario. Ahí descubro el humor a través de la música. A una escena de lesbianismo le meto música de Almodóvar y ese termina siendo mi sello.

¿Podemos titular: el porno nacional nació hace 30 años?

Duró 30 años.

¿Se acabó?

Como industria sí. Ahora no da para hacer más de una peli por año. Internet se comió todo el negocio.

¿Hasta que vos llegaste sólo eran las tetas de la Coca Sarli?

Sí. Y Sofovich con Los caballeros de la cama redonda. No había más que eso.

En Wikipedia dice que volviste en 1987. ¿Estuviste exiliado?

Si llamás exilio al haber trabajado en Canal 9, sí….. Yo venía del cine político, bah, de estudiar cine político.

En Wikipedia dice que trabajaste en “La hora de los Hornos”, la película de Pino Solanas y Octavio Getino, del Grupo de Cine Liberación…

Wikipedia dice cualquier cosa. Dice que soy uruguayo. Da a entender que estuve exiliado. Hace poco se hizo una película sobre mi vida, Maytland se llama. Es muy linda pero me pintan como un personaje sartreano y yo trabajaba en la producción de Feliz Domingo y en Calabromas. ¡Tampoco soy Costa-Gavras! Todo el mérito fue de Getino y de Pino Solanas con “La hora de los hornos”

¿Y vos que hiciste ahí?

Yo fui meritorio, era el que le llevaba el café a Pino. Hice películas firmadas por Roberto Sena, mi verdadero nombre, películas donde trabajaban Moria Casán, etcétera y se estrenaban sólo en video. Pero de golpe me vi en la necesidad de ir un poco más allá y bueno, hagamos porno dije. Al principio lo pensé como algo en joda, pero fue quedando.

¿Cómo son los subsidios del INCAA en el caso del porno?

¡¿Subsidios?!Jamás un subsidio, nunca, nunca. De haber presentado uno de mis proyectos, lo hubiera hecho de manera encubierta para después meterle el porno. No podía ir de frente.

¿O sea que el INCAA te discriminó?

Siempre tuve la duda de por qué no me subsidiaba. Igual yo nunca me presenté. No me animé y como además me iba muy bien, no necesitaba ninguna clase de subsidio.

¿Cuántas películas hiciste?

Más de 200. Yo produje para los Estados Unidos. Hice cine hétero, bisexual, gay, cine porno con temática travesti… Mi seudónimo, Victor Maytland, lo usaba sólo con las películas heterosexuales. Después usaba otros nombres de fantasía como Jean Luc Godet…

¿Cómo se te ocurre lo del porno?

Porque como cineasta político no pude filmar y me salía de la vaina por hacer cosas.

¿Quien fue la primera actriz porno argentina?

Samantha Ray.

Hay que hacerle una nota urgente…

Se fue a Miami, puso un inmobiliaria, le fue bárbaro pero medio que niega su pasado.

¿Tuvimos algún John Holmes?

No, siempre tuve pibes discretos. No nos caracterizamos por actores porno espectaculares. Actrices también tuve a Débora Pratt, muy linda, muy yanqui, una de las estrellas de cine porno nacional con verdadero perfil internacional. Murió.

¿De sida?

No, un ACV. Dicen que la mató el porno, pero en el porno estaba bien y saludable. Con el porno tenía mucho laburo. Cuando cae el negocio ella empieza a estar como perdida y se pone a tomar drogas. Aparte era bipolar…

Dijiste que te contrataron de los Estados Unidos. ¿Tenemos un sexo de exportación?

Ellos veían que yo podía entrar muy bien en el mercado latino.

¿A María Riot la conocé? Ella se vende como prostituta feminista y actriz porno o algo así…

La verdad que yo no le creo nada. Yo vi una escena o dos, nada más, pero la mina se vende bien con ese asunto del “posporno”.

¿Qué es?

Una reverenda pelotudez: que el hombre tiene un aparato reproductor agresivo que debe ser reemplazado con consoladores y dildos. Todo esto viene apoyado por las armadas feminazis. Ellas me odian. En un debate público hasta llegaron a escupirme.

¡¿Las #Ni una menos?!

No, las feminazis esas que se metieron de lleno en el #Ni una menos. Ellas son agresivas y confunden violencia con pasión. Cuando estás cogiendo, ¿qué sucede en los últimos 20 segundos? Les das rápido. ¿Y por qué? Porque tenés pasión. Dicen que tiene que haber porno para mujeres. Y bueno, dale, yo te lo hago pero ¿cuál es el? No existe. La cosa es que se armó un debate público y las minas me putearon y me escupieron. Me decían: “¡Tenemos esto!”, y me mostraban unas tetas hermosas…

Vos trabajás con “no actores”. ¿Eso puede ser una forma de prostitución encubierta?

En la película no porque es un rol que yo asigno. Si la chica me dice con tal no trabajo, para mí está todo bien. Además, si estuviera considerado prostitución yo estaría preso.

¿El sexo es más fácil para las mujeres que para los hombres?

Totalmente. Al hombre se le tiene que parar. En el contexto de una grabación, de cada cien sólo pueden dos o tres. Durante las películas, el sexo es una demanda: yo te necesito a tal hora en tal lugar y vos debés tener una erección. Es muy difícil calentarse con algo que en definitiva es laburo.

¿Qué clase porno es el que más consumimos?

Las tetas grandes siguen pagando. Lo “amateur” también.

¿Y qué es lo que no sigue “pagando”?

El vaginal sencillo y el lesbianismo. En el caso del lesbianismo necesitás urgente que haya un tipo ahí, una figura masculina desarrollada con un pene… Nosotros no estamos mal vistos a nivel mundial. Si tuviera que hacer un ranking diría que estamos sextos, Brasil quinto y Estados Unidos es el uno. Pero Argentina supera a países como Portugal, Israel o Grecia.

¿Qué nos pone por encima de Portugal?

La creatividad y la inventiva que tenemos, además de la desinteresada colaboración de técnicos geniales y músicos.

Pero me hablás de técnicos y músicos…

Sí, no estamos en el ranking por la excelencia actoral. Los yanquis son maestros. El director les dice “cojan” y los tipos están 25 minutos cogiendo sin parar. Acá nunca se pudo. Acá a veces se inhiben y se les baja.

¿Por qué Hugh Hefner vivió y murió en una mansión rodeado de rubias y vos, el zar del porno nacional, vivís en un 5to “F”?

¡¿Pero acá cómo hacés?! Imposible. Esto duró 30 años. Viví bien, podría vivir sin trabajar, pero no estamos para lujos…

Hernán Firpo

Hernán Firpo

Registro Propiedad Intelectual: 5344702.

Propietario Arte Gráfico Editorial Argentino S.A. © 1996-2017

Clarín.com – Clarín Digital – Todos los derechos reservados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 26 noviembre, 2017 por en NACIONALES, NOTICIAS y etiquetada con , .

LAPISLAZULI – difusion Art.

Horario y Contacto

Administracion ------------ 02202 425022
de las 9 a 18 hs.

Comentarios recientes

noviembre 2017
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  
A %d blogueros les gusta esto: