Benito es famoso desde antes de nacer, cuando su madre aparecía cantando embarazada en el icónico video de la canción Te llevo para que me lleves. Por ese entonces Gustavo y Cecilia vivían en su casa frente al lago Vichuquén, a dos horas de Santiago de Chile. Un refugio fuera del mundo donde se habían aislado durante 1993, cuando el cantante de Soda Stereo se alejó de la banda mientras Cecilia gestaba a Benito y él componía su primer disco solista, Amor amarillo.

“Eso del feudalismo del apellido es algo que quedó en la antigüedad, ya no vale esperar mucho del sucesor”, dice Benito

“Eso del feudalismo del apellido es algo que quedó en la antigüedad, ya no vale esperar mucho del sucesor”, dice Benito

Veinticinco años más tarde, Benito es un músico probado que representa a una generación sin ataduras y sin temores de decir lo que piensa. Aunque el apellido a veces le pese, el poder de su discurso es más fuerte.

“Eso del feudalismo del apellido es algo que quedó en la antigüedad, ya no vale esperar mucho del sucesor. Yo nunca sentí que hubiera una monarquía y mi viejo jamás me dijo: vos tenés que sucederme, te voy a preparar para que seas un buen rey. Siempre tuve la libertad de hacer lo que quisiera, aunque hoy esté todo muy ligado”, explica.

Es, además, una persona muy sensible y graciosa, con un ojo clínico y un poder de observación pocas veces visto en gente de su edad. Basta echar una mirada a su cuenta de Twitter para encontrar frases que rebotan por todos lados.

Zero Kill es la banda musical en la que Benito Cerati es líder

Zero Kill es la banda musical en la que Benito Cerati es líder

-¿Cómo te llevas con Twitter y toda la polémica que generas en esa red social?

-Solo un medio sensacionalista y la gente que cree las palabras tergiversadas de dichos medios sin conocerme puede hablar de mí como “polémico”. Hasta donde mis seguidores y yo sabemos, lo único que hago es comportarme como un ser humano. Ahora, si ser un ser humano es polémico en sí, eso es otra cosa.

-¿Cuál es la propuesta de tu nuevo disco?

Unisex es Zero Kill afianzado en su mensaje, en la visión social, en mis vivencias personales. Busqué distintas temáticas que me tocaban a mí personalmente y además resonaban en la sociedad. En cuanto a lo musical, es la primera gran mutación. Abandonamos por completo nuestra influencia en la electrónica británica de fines de los 90 de los primeros dos discos para inspirarnos más en la escena del grunge estadounidense.

Cerati confiesa que la música lo apasiona demasiado y que investiga cada vez más sobre ella

Cerati confiesa que la música lo apasiona demasiado y que investiga cada vez más sobre ella

-Sabes mucho de música, ¿dónde adquiriste tantos conocimientos sobre la historia y los géneros musicales? ¿Te gusta leer e investigar el tema?

-Sí, combinar historia con música es orgásmico. Me apasiona demasiado. Algunas cosas me fueron facilitadas, y otras profundicé e investigué obsesivamente.

–Tenés gustos musicales muy vintage, ¿hay algo que no te guste de la música actual?

–Lo que me molesta del reggaetón no es que canten en inglés ni el ritmo: son las letras. Son básicas, no ayudan al mundo tal como está hoy. Veo a mujeres bailando eso y no puedo creer que no presten atención a lo que están diciendo. Alimentan esa cultura machista de la mujer como objeto. La cumbia, por otro lado, tiene un trasfondo social importante. La antropología me ayudó a entender de dónde viene, al igual que con el rock chabón. Todo tiene algo interesante que puede no gustar, pero sí se puede entender y respetar.

Benito posó bajo la lente de Belén Asad para una editorial de El Planeta Urbano

Benito posó bajo la lente de Belén Asad para una editorial de El Planeta Urbano

–¿Es cierto que no podés parar de componer? ¿Cuándo compusiste tu primer tema?

–Cuando empecé a componer tenía más de quinientas canciones hechas en el transcurso de mi vida, desde los cinco años. Siempre que tenía algo que reprodujera audio y mi familia presente, no pasaba momento en que no presentara mis canciones de la semana. Con el tiempo me fui adentrando más en el arte de componer, y cuando me di cuenta de que me era natural, intenté varias formas de hacerlo.

–¿Con qué frecuencia componés y cuánto tiempo podés pasar haciéndolo?

–Compongo cada madrugada, la noche es mejor para el arte. Puedo quedarme hasta que salga el sol.

–¿A dónde te gustaría llegar con tu música? ¿Cuál es tu sueño?

–Quiero lograr un mensaje único con mi música. No ser conocido por un tipo de estilo musical, sino estar en permanente búsqueda y, sobre todo, lograr mi propia satisfacción. Ese es mi objetivo.

“No tengo la necesidad de estar todo el tiempo con una persona”, confesó el artista

“No tengo la necesidad de estar todo el tiempo con una persona”, confesó el artista

La sexualidad de Benito nunca fue un tema tabú, porque él mismo siempre se mostró abierto con el tema en sus propias redes sociales. Claro, honesto y sin rodeos, es la voz de una generación que expresa lo que piensa sin cuestionarse el qué dirán. En charla abierta con El Planeta Urbano, Benito declaraba su apertura en cuestiones sentimentales. “Hoy en día una pareja es alguien que descubriste, que tiene mucho que ver con vos, además tuviste piel y se incorpora en tu vida. ¿Por qué tendría que ser algo tan glorificado y con tantas reglas y con tanto impuesto? Lo veo como algo más libre. Es como si con los amigos tuviéramos muchas cláusulas: sólo podés tener un amigo. Todo esto que me di cuenta tiene que ver con que descubrí que el amor está en todos lados, no está sólo en la pareja. Me parece re antinatural que tengas que recluirte con una sola persona el resto de tu vida”.

–Decías que no eras celoso. ¿Cómo es la libertad en tu caso?

–No tengo la necesidad de estar todo el tiempo con una persona; eso responde al estereotipo de relación posesiva: “Si no hablamos un día, algo pasa”. Ni con mi familia o amigos hablo todo el día. ¿Por qué todo el tiempo tengo que preguntarle al otro dónde está, qué está haciendo, si está con otro? Al final parecemos objetos.

“El verdadero desafío es seguir siendo uno mismo, cada vez más abierto y menos prejuicioso”

“El verdadero desafío es seguir siendo uno mismo, cada vez más abierto y menos prejuicioso”

-¿Qué crees que podes destacar desde tu lugar en este mes de orgullo LGBTI+ y en sus 50 años de aniversario?

-El verdadero desafío es seguir siendo uno mismo, cada vez más abierto y menos prejuicioso. Desde mi lado, esa es la mejor lucha personal. En cuanto a lo social, es denunciar la violencia física, social y psicológica a la que someten al colectivo consciente e inconscientemente ,y también revisar nuestro propio comportamiento machista para con nuestros pares.

Fotos: Belén Asad para el Planeta Urbano
Styling: Gimena Bugallo & Florencia Herrera
Make up: Macarena Atauri para Juicy Makeup Studio
Pelo: Sergio Bertrán para Bertran Hair, Arcos 1855, Belgrano
Agradecimientos: Bouquet, Homeless, Valdez, Estudio Sofía Willemoës

Por Luis Corbacho

Tendencias

SEGUI LEYENDO: